« LA ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE TURISMO PREPARA EN PUKHET UN PLAN DE ACCIÓN PARA REACTIVAR EL SECTOR EN LA ZONA DESVASTADA POR EL MAREMOTO | Inicio | EL FISCAL ANTICORRUPCIÓN DE ALICANTE, FELIPE BRIONES, EMPIEZA CON UN PLATO FUERTE SU TAREA INVESTIGADORA: LE CAE EN LAS MANOS UN CASO DE FRAUDE URBANÍSTICO, CON ROBO DE TERRENOS EN SAN JUAN, GRANDES CONSTRUCTORES IMPLICADOS Y POSIBLE PREVARICACIÓN »

lunes, 31 enero 2005

LOS PERIODISTAS FRANCESES PROPONEN AL MINISTERIO DE JUSTICIA UNA REFORMA URGENTE DE LA LEGISLACIÓN PARA PROTEGER EL LIBRE EJERCICIO DE LA PROFESIÓN Y LAS FUENTES DE INFORMACIÓN

La plataforma profesional de periodistas franceses "Droit à l'Info" ( Derecho a la Informarción) ha presentado una propuesta por escrito al ministro de Justicia,  Dominique Perben, pidiendole una "urgente" modificación de la ley procesal y penal, con vistas a obtener mayor protección en el ejercicio de la labor informativa.
La citada asociación de periodistas se constituyó el pasado mes de septiembre a iniciativa de un grupo de profesionales de la prensa escrita y audiovisual, ante el incremento de las actuaciones de jueces y policías en contra de la libertad de prensa en Francia, según consta en el manifiesto de creación de la plataforma. Droit a l'Info denuncia estos abusos que se llevan a cabo "con la detención de redactores, escuchas telefónicas, falta a los principios de protección de las fuentes, registros en las redacciones o en el domicilio de los periodistas".
El proyecto de reforma que exigen los periodistas franceses se apoya en el articulo 10 de la Convención Europea de los Derechos Humanos que defiende  la libertad de información. Concretamente proponen modificar el articulo 11 de la ley de Enjuiciamiento Penal y el 321-1 del código penal, sobre el secreto de sumario, para que se contemple la noción del respeto de la libertad de expresión o de información. Con esta reforma los profesionales de la información quieren reforzar su derecho a no desvelar sus fuentes, al tiempo que se posibilite a los periodistas poder acudir al juez de protección de las libertades, en el caso de que se atente contra este derecho. En cuanto a las escuchas telefónicas, estas deberían autorizarse "únicamente para preservar un interés publico vital", según Droit á l'Info.
Los recientes registros de la policía en las redacciones del semanario Le Point y el diario deportivo l'Equipe, el pasado 13 de enero, buscando identificar las fuentes de información de los periodistas que informaron del caso de dopaje del equipo ciclista Cofidis, han desencadenado una ola de protestas en toda Francia por parte del colectivo de profesionales de la información.
La Federación Nacional de Prensa (FNPF) reaccionó ante estos hechos, calificandolos de "medidas intimidatorias" y exigió una urgente "puesta al día de la legislación", materializa ahora en la petiticón de "Droit a l'Info".
"No buscamos un estatuto particular del periodista, sino un marco que nos permita trabajar en condiciones de libertad", ha declarado el presidente de Droit a l'Info, Jean-Pierre Rey. Este periodista fue interrogado durante cuatro días seguidos, en septiembre de 2001, por orden de un juez que instruía el sumario contra un activista corso.
En la elaboración de las propuestas de reforma legal han participado representates del poder judicial francés, como el fiscal de la ciudad de Reims, Yves Charpenel, el presidente del tribunal de Paris, Nicolas Bonnal y el jurista, Christophe Bigot junto a representantes de la asociación Reporteurs Sans Frontières ( RSF).

enero 31, 2005 en DOSSIERS | Permalink

Comentarios

Los comentarios de esta entrada están cerrados.